Si te gustó el contenido del blog me harías un gran favor siguiéndome

jueves, 15 de marzo de 2018

Un mago de Terramar - Reseña Nº 208

Un mago de Terramar (1968)

Ursula K. Le Guin (1929-2018)
Editorial Planeta 
Minotauro
218 páginas


El mundo ficticio creado por la autora es conocido como Terramar, un lugar donde abunda el mar, todo está cubierto por él, con excepción de una pequeña porción de tierra representada por un pequeño archipiélago compuesto por una gran isla central y un grupo de pequeñas islas que la rodean. A pesar de que en algunas de ellas no hay vida, predominando una tierra yerma y desértica, hay otras en que sucede todo lo contrario y la naturaleza se expresa con todo su brillo y plenitud. Los árboles, lo ríos y la luz conforman el paisaje donde se asientan las principales poblaciones humanas, que erigen sus aldeas y pueblos a partir de construcciones ligeras de madera y piedra. Es un mundo con características del medioevo pero influenciado por una poderosa magia basada en el equilibrio, y por la existencia de criaturas mitológicas como los dragones. 

"¿Nunca has pensado que así como hay oscuridad alrededor de la luz, también hay peligro alrededor del poder? Esta magia no es un juego al que nos dedicamos por placer o halago: Piénsalo: en nuestro arte cada palabra que pronunciamos, cada acto que ejecutamos es para bien o para mal. ¡Antes de obrar o hablar hay que conocer el precio!"

Uno de los aspectos fundamentales de la historia es esta magia que respeta a la naturaleza para poder convivir con ella en equilibrio. Existen desde sortilegios básicos, pasando por ilusiones hasta los hechizos más poderosos. Cuando se trata de encantamientos básicos no se requiere de tanta disciplina, ya que son artes pequeñas que no afectan el entorno; meras ilusiones pasajeras que utilizan las brujas de pueblo. Pero cuando ciertas personas aumentan su conocimiento y experiencia en artes mágicas más avanzadas, como la transformación y la invocación de objetos, se debe tener la suficiente disciplina para no afectar el equilibrio natural del mundo. Esto sucede cuando las personas con poderes especiales comienzan a entender cómo utilizarlo, empiezan a despertar la capacidad de saber y descifrar el nombre verdadero de las cosas. Cada ser y objeto de este mundo tiene un nombre verdadero, primigenio, que no es precisamente el nombre que te ponen al nacer, sino que es una palabra que define tu esencia. El conocimiento de dichos nombres y de los hechizos para invocarlos y controlarlos se pueden aprender, y es por eso que, para personas con el talento necesario, existe una escuela de magia, en donde no solo se aprende a usarla, sino que también a ser responsable de su uso. 

"Porque en eso consistía la magia, conocer el nombre verdadero de cada cosa".

El protagonista del libro es Ged, también conocido como Gavilán, que desde un principio, en las primeras líneas de la historia, la autora nos cuenta que es uno de los grandes magos de todos los tiempos, llegó a ser Señor de Dragones y Archimago. Pero todo gran mago tuvo un inicio, y los inicios no son fáciles para nadie cuando tienes que aprender a controlar tus impulsos y tus ansias. Es por eso que para conocer a Ged, debemos remontarnos a los tiempos en que todavía desconocía su nombre verdadero, cuando nadie sabía que tenía un talento mágico natural. 

No es solo una novela de fantasía, sino también de aprendizaje. Nos relata la vida de Ged desde su niñez en la Isla de Gont, pasando por la escuela de magia en Roke y luego en sus distintas travesías como hechicero. Es un largo viaje de vida, un proceso completo de maduración del protagonista hasta que cumple los diecinueve años. La autora construye un personaje real, que tiene una evolución lógica con su naturaleza. Ged, comete muchos errores, es temperamental, se deja llevar fácilmente por sus emociones y su orgullo. Esto provoca que constantemente este involucrado en algún problema y por ende, debe solucionarlos. El tropezar constantemente lo va formando como mago, además, cuenta con los consejos de numerosos personajes que se preocupan por él. Consejos que no siempre toma en cuenta, pero que poco a poco van calando en su interior. 


"Un hombre puede saber a dónde va, mas nunca podrá saberlo si no regresa y vuelve a su origen y atesora ese origen."


La novela toma ritmo a medida que Ged crece. Inicialmente toma impulso con los descubrimientos mágicos que va haciendo, nos muestra poco a poco cómo funciona la magia. Y ese constante descubrimiento te incita a seguir leyendo. Pero llega un punto en que aquello declina y el libro toma un giro distinto en base a uno de los grandes errores de Ged. Comete una imprudencia tan grande que marca su destino de una forma casi permanente. El solucionarlo lo vuelca a viajar, primero para huir y luego para perseguir. En una lucha en apariencia exterior, pero que definitivamente es interior. 

Y aquí la autora nos sorprende con un debate interno, y asoma una palabra clave para toda la historia: Equilibrio. Ged debe lidiar con la luz y la oscuridad de su interior, hay una lucha de aceptación y maduración para volverse una persona íntegra, pero que toma ribetes físicos debido al uso indiscriminado de la magia. Algo que debía ser interno, se vuelve una odisea en el mar y en la tierra, algo digno de preservar mediante la tradición oral. 

Y así como el nudo principal se basa en el equilibrio, toda la novela se construye sobre él. En Terramar hay suficiente luz para que destaque la oscuridad, suficiente maldad para que destaque la bondad de los hombres. El exceso de mar se compensa con las elevadas montañas de sus islas. 
La magia funciona de tal forma que no es posible crear algo de la nada, sino que se trae desde otro lugar o se transforma la materia ya existente, hay que dar para recibir, y cada hechizo de invocación tiene una repercusión, si traes la lluvia para algún lugar, en otro habrá sequía, si invocas comida, otro pasará hambre. Para que haya vida, debe haber muerte. El respetar el equilibrio de las cosas y usar la magia solo cuando sea muy necesario es lo que te convierte finalmente en un mago. Terramar vive en un equilibrio constante y cuando este se rompe, inicia la aventura. 

"El mundo se mantiene en Equilibrio. El poder de Transformación y de Invocación de un mago puede romper ese equilibrio. Tiene que ser guiado por el conocimiento, y servir a la necesidad."

Lo que me hizo falta en la novela fue una mayor presencia femenina, la que hay es muy escasa. Pero teniendo en consideración la época en que fue publicada, se entiende que los personajes femeninos casi no existan. Como es una saga de cinco historias, espero que la presencia femenina y su importancia dentro de la trama aumente con el correr de las aventuras. En cuanto al cierre final, me pareció perfecto, no hicieron falta explicaciones finales, lo que sucedió deja entrever lo que la autora quería expresar y se entiende. Hay una suerte de epílogo muy corto, para indicar los posibles destinos de los personajes. Me pareció autoconclusivo, pero con la posibilidad de continuar la historia. Y esto último no es por dejar una subtrama incompleta, sino por la inmensa cantidad de posibilidades que ofrece el mundo mágico de Terramar. 

"Tú pensabas, de niño, que es mago aquel que puede hacer cualquier cosa. Eso pensé yo, alguna vez. Y todos nosotros. Y la verdad es que a medida que un hombre adquiere más poder y sabiduría, se le estrecha el camino, hasta que al fin no elige, y hace pura y simplemente lo que tiene que hacer."

Ricardo Carrión
Administrador del blog



5 comentarios:

  1. ¡Hola!

    Leí este libro hace tiempo y tienes razón en todo lo que dices, a mí también me llamó la atención sobre todo por las posibilidades que ofrece Terramar. Además, en el segundo libro es verdad que hay más presencia femenina.

    ¡besos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Hola Irene!

      Me alegra mucho que estés de acuerdo conmigo y que en el siguiente libro aumente la presencia de mujeres!! Espero leer pronto la segunda parte! ¡Saludos!

      Eliminar
  2. ¡Hola!
    No conocía este libro, pero tiene una temática muy llamativa, me encanta la idea del mar, la naturaleza y el ambiente, le da un toque muy diferente y refrescante. Me encanta como esta presentada la magia, resulta bastante original.
    Aunque no me quiero meter ahora con sagas, me gustaría leerlo en algún momento.
    ¡Gracias por la recomendación!
    Un beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Hola Yiyi!

      No es necesario que debas leerte la saga completa. El primer libro cierra muy bien su argumento y no es necesario que leas los demás si no quieres. Me parece una excelente opción para iniciar con la autora. ¡Saludos!

      Eliminar
  3. ¡Hola Ricardo! Tengo muchas ganas de leer este libro, no sólo por las reglas mágicas que describes si no por conocer ese mundo y sus descripciones, lástima que falte más personajes femeninos, pero igual la búsqueda del equilibrio es algo que me llama mucho la atención. Un abrazó. 🤗

    ResponderEliminar

¡Puedes ser el primero en comentar!