Si te gustó el contenido del blog me harías un gran favor siguiéndome

miércoles, 3 de febrero de 2016

Reseña Nº 48: La estupidez humana puesta al día

La estupidez humana puesta al día


Chiado editorial
Emilio Rolán
282 Páginas
Ensayo
ISBN: 978-989-51-4001-5

La estupidez es un tema muy sensible, puede ser malinterpretado y molestar a muchas personas, por lo tanto hablar sobre este asunto debe hacerse con mucho tacto y respeto por parte el autor y también por los que reseñamos este tipo de libros.

Cuando se lee, se genera un diálogo entre escritor y lector. En la novela el escritor se disfraza de múltiples personajes y no lo percibimos en su totalidad. En el ensayo el escritor se libera de la ficción para presentarse como un ser concreto, que nos manifiesta su opinión sobre un tema, no pretendiendo ser el dueño de la verdad, por lo que utiliza argumentos para defender su postura.

Emilio Rolán es Médico y Pediatra, tiene una formación científica. Por lo cual para sostener sus argumentos sobre lo que para él es estúpido, se respalda en la ciencia y en el sentido común. Él nos entrega su opinión sobre lo que considera estupidez humana en el mundo sin pretender ofender a nadie. Para eso comienza entregándonos la definición de lo que él entiende por estupidez y la que ha encontrado en diversas fuentes bibliográficas.

"Según Charles Richet (1050) (citado por Ráth-Véigh, 1948) "La persona estúpida no es aquella que no alcanza a comprender algo, sino aquella que lo comprende y, no obstante actúa como si no lo hubiese comprendido".

Basándose en estas definiciones, Emilio haciendo honor al título del libro nos pone al día sobre las  ideas más estúpidas que ha tenido la humanidad hasta nuestros días. 
Utilizando capítulos cortos nos habla de temas generales que profundiza sólo si es necesario. Con la ayuda de un lenguaje muy simple y fácil de entender nos explica el porqué de muchas costumbres estúpidas, hablándonos de sus orígenes cuando no lo eran y porque en la actualidad se consideran innecesarias, y por lo tanto estúpidas. 

El libro no aburre, no es denso, es muy didáctico, está lleno de ejemplos, y la prosa del autor lo hace muy ameno. 

Entre los temas más destacados nos habla de la moda, los consejos de belleza, la lotería, competiciones con motor, los anuncios, la influencia de la televisión, los famosos y de cómo las grandes empresas y los gobiernos se aprovechan de la estupidez de la personas para generar nichos de mercados y enriquecerse. 

"Lamentablemente la afición al juego (que desde siempre se ha considerado un vicio nefasto que puede causar la destrucción y la ruina de una familia) es fomentada por el estado en su propio beneficio, en vez de pensar en el bien del propio ciudadano".

También nos habla de temas bastante delicados como las religiones y sus costumbres, ahondando en sus bases estructurales y deslizando una crítica a la iglesia por el aprovechamiento de sus fieles. 

Tampoco podían faltar los temas médicos, ya que es su especialidad, y desnuda materias como la homeopatía, la acupuntura, la medicina naturista y otras terapias, entregándonos su visión como profesional, frente a estas alternativas a la medicina tradicional.

Pero la diversidad de temas es enorme, porque la estupidez no tiene limites, y por medio de casos específicos se adentra en el tema de las muertes estúpidas. 
Uno de los tantos ejemplos que nos entrega en el libro para ilustrarnos sobre este asunto se trata de un hombre que fue mordido en casa de un amigo por una víbora y se negó a ir al hospital. 

"Soy un hombre, yo me las arreglo" y se fue a un bar, donde tomó tres bebidas y les presumió a todos los presentes que una cobra lo acababa de morder. Una hora después había muerto".

Los actos individuales de los seres humanos se suman a lo largo de todo el planeta y pequeñas estupideces que atentan contra la naturaleza inevitablemente se unen generando un impacto a nivel planetario.

"Por lo tanto, ¡atención! Naturaleza en peligro, hay que tomar medidas urgentes y no caer en la gran estupidez suprema. Es decir que nosotros mismos causemos nuestra propia extinción".

Abordando todo tipo de temas que son sólo una pequeña parte de toda la estupidez que puede haber en el mundo, el autor logra ponernos al día sobre lo estúpidos que podemos llegar a ser los seres humanos, ya que todos nosotros en más de una ocasión nos hemos comportado de forma estúpida. 

Debido a esto el ensayo no puede dejar indiferente a nadie, porque en muchas ocasiones uno reconoce que ha caído en la estupidez, pero en otras no, por lo que se genera un desacuerdo con la opinión del autor, lo que ayuda mucho a involucrarse en el tema ya que cada persona que lea el libro generará su propio concepto de estupidez y pasará de un lectura contemplativa a una crítica, generando esa retroalimentación tan importante entre el lector y el autor. 

Muchas gracias a Chiado Editorial por el envío del ejemplar






No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

¡Puedes ser el primero en comentar!