Si te gustó el contenido del blog me harías un gran favor siguiéndome

martes, 23 de mayo de 2017

Reseña Nº 157: La chica que dejaste atrás.

La chica que dejaste atrás. 


elige-un-libro
Jojo Moyes
Suma de letras
Penguin random house
528 páginas

En el marco de la primera guerra mundial. El pueblo francés de St. Péronne fue el primero en caer en manos alemanas, en el otoño del año 1914. En ese momento se encontraban muy pocos hombres en el pueblo, ya que la mayoría se había marchado al frente de batalla durante la primera parte del otoño. Por ese motivo, las mujeres se ocupaban de todas las tareas domésticas. Entre ellas, se encontraban las hermanas Sophie y Hélène, quienes decidieron mantenerse juntas cuando sus maridos se tuvieron que marchar. Se dedicaban a administrar el hotel de su difunto padre: Le Coq Rouge.

Luego de que su pueblo cayera en manos de los alemanes, las condiciones de vida se volvieron precarias en St. Péronne, ya que los soldados alemanes liderados por su comandante, impartían toques de queda, saqueaban las casas, y controlaban los escasos alimentos. También ponían restricciones a las obras de arte que decoraban los hogares. Sophie es la esposa de Édouard Lefèvre, un reconocido pintor. El cuadro que él hizo de ella, titulado La chica que dejaste atrás, se mantiene decorando el hotel, ya que Sophie se resiste a guardarlo. Lo que ocasiona que en una de las inspecciones a su casa, el comandante alemán lo viera, pero no dice nada a Sophie, y solo se dedica a observarlo.

"...se queda mirando el retrato de la La chica que dejaste atrás, que reluce alegre sobre su marco dorado sobre la pared de enfrente entre los tonos apagados de agua del Nilo y gris del resto de la habitación". Pág. 184. 

Días más tarde el comandante decide que el Hotel de Sophie y su hermana es ideal para que altos rangos militares alemanes cenen todas las noches, por lo que prácticamente las obligan a cocinar para el enemigo, pero con la ventaja de que les entregan alimentos para cocinar. Lo que genera resquemor y envidia en el resto de los habitantes del pueblo. Esta situación va resquebrajando la poca fortaleza que le queda a Sophie, que extraña y teme por la vida de su marido en el frente; no solo debe obedecer a los alemanes, sino también temer a sus propios vecinos.
Durante las cenas, el comandante alemán, no pierde oportunidad de apreciar el cuadro, como si estuviera embrujado por él, y, al mismo tiempo, de Sophie.
La desesperación lleva a Sophie a tomar una medida drástica, ya no puede aguantar más, y, aprovechándose de la debilidad que siente el comandante alemán por ella, le pide un favor. Rompiendo todos los protocolos y arriesgando su propia vida, le propone un trato. La confianza en aquel hombre, podría ser un camino hacia la salvación o hacia el  mismo infierno.

"Mi querida Sophie, tú y tu fe, tu optimismo ciego en la naturaleza humana". Pág. 431. 

El retrato de La chica que dejaste atrás se ha perdido en el tiempo, y reaparece el año 2006, en la casa del famoso arquitecto David Halston. Ha sido visto a través de un programa de televisión que mostraba el diseño de su casa. Los descendientes de Édouard Lefèvre ven el cuadro y contratan a una organización especializada en la devolución de obras de arte por saqueo o venta forzosa durante la guerra: Trace and return partnership (TRAP).

Han pasado cuatro años desde que ese programa fue emitido, y las cosas han cambiado un poco. David ha muerto, y su esposa Liv no ha podido recuperarse del trauma. Se alejó de sus amigos,  nunca volvió a intentar relacionarse con otro hombre. Tiene problemas económicos severos, y podría perder la hermosa casa que construyó su marido. Hasta que un día conoce a Paul, y la vida comienza a tener color para ella nuevamente.

Cuando Paul McCafferty, uno de los directores de TRAP, recibe el encargo de localizar y recuperar La chica que dejaste atrás, desconoce que el cuadro está en la casa de la propia Liv. Y se ve, en la difícil situación de tener que decidir entre el amor y la profesión.

Desde ese momento el cuadro comienza a ser un elemento de disputa, tal y como lo fue noventa años en el pasado. Pone a Paul y Liv en bandos opuestos, que los llevará incluso a los tribunales de justicia. Por un lado, Paul debe pensar en su empresa, por otro, Liv aprecia el cuadro porque fue un regalo de su difunto marido. Esta lucha legal, los lleva a indagar en la historia de Sophie y el cuadro. El descubrimiento de lo que en realidad le sucedió a Sophie, termina por resolver el conflicto.

"Simplemente creo que el destino os ha gastado una broma muy pesada y los ha puesto en bandos opuestos". Pág. 365.

Esta mezcla entre una historia pasada y una actual, no fue bien llevada a cabo por la autora. Tiene demasiados elementos, tantos, que no supo profundizar en ellos y el relato se volvió muy plano. La historia de Sophie, que se desenvuelve a principios del siglo XX, fue muy poco desarrollada. Se supone que es una historia de amor, pero al mismo tiempo debe hablar de la invasión alemana, de los problemas con las personas del pueblo, de las dificultades alimenticias, del abandono de los hombres, y, para colmo, incluyó la historia de un personaje secundario, que, resultaría clave hacia el final del libro, pero eso le trajo consecuencias, porque se convirtió en un relato sin sorpresa, y solo se dedicó a contar hechos, dejando de lado la magia del romance, la cual intentó hacer aflorar a costa de flashbacks de los días en que Sophie conoce a Édouard Lefèvre, pero sin lograr profundizar.

Luego de relatar el comienzo de la historia de Sophie, se traslada a la época contemporánea, principios del siglo XXI. Nos relata la historia de Liv, la cual se asemeja en cierta forma a la de Sophie, ya que también ha perdido a su marido, y debe afrontar por si sola las deudas y gastos para vivir. También satura de elementos este relato, ya que debe describir la vida de Paul, y el trabajo que desarrolla en la organización TRAP, además de explicar en qué consiste la organización. Luego les inventa un encuentro y un romance bastante desabrido y llenó de clichés, que termina en un amor instantáneo.
Tanto en la historia del pasado como en la contemporánea, incluye personajes que lo único que hacen es rellenar y quitar espacio al desarrollo en profundidad de los personajes principales. Le sobran personajes y diálogos al relato, hay demasiado relleno, por eso resulta muy plano y predecible.

Coloca el retrato La chica que dejaste atrás como el elemento unificador. Intenta que los dos romances frustrados en épocas diferentes se parezcan, tengan similitudes. Lo cual encontré que fue un error, ya que no se puede comparar los horrores de la primera guerra mundial que vivió Sophie, con la sencilla vida contemporánea de Liv, no hay punto de comparación, y, aun así, pone en boca de las protagonistas, frases iguales, como si se tratara de una reiteración del pasado. Las historias son demasiado diferentes y no se pueden comparar, forzó algo que no tenía sentido.

La historia contemporánea es a la que le dedica más páginas, no hay un equilibrio. El relato de Sophie termina dilucidándose dentro del de Liv, en formato epistolar, lo que me pareció un recurso demasiado falto de sentido literario por parte de la autora. Al principio, nos mostró personajes concretos, y al final solo nos entrega ecos de sus vidas pasadas. Se evita trabajo y detalles importantes al acortar camino por medio de viejos diarios y cartas del pasado.

En conclusión fue un libro que debió centrarse en una sola historia, la dicotomía resultó en un torrente innecesario de información, en que ninguno de los dos caminos puedo explotar todo su potencial.

Muchas gracias a Penguin Random House Chile por el envío del ejemplar.

15 comentarios:

  1. Hola!! como sabes a mi este libro me gustó bastante mas que a ti, aunque ahora leyendo tu reseña si coincido en que me hubiese gustado que se desarrollara de mejor manera la historia de Sophie, es un libro entretenido pero no tiene comparación con "Yo antes de ti" que es el único además de este que he leído de la autor. En fin, como dice el dicho "en gustos no hay nada escrito".
    Saludos sureños!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Hola Eve!

      Tú lo has dicho, en gusto no hay nada escrito jaja. ¡Saludos!

      Eliminar
  2. ¡Hola!
    He visto este libro en muchos lados y aún estoy en duda si lo adquiro o no. Creo que de momento lo dejo pasar, gracias por esta reseña.

    ¡Saludos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Hola!

      Sí, mejor déjalo pasar jaja. ¡Saludos!

      Eliminar
  3. ¡Hola, guapa!

    De la autora solo he leído "Yo antes de ti" y a pesar de que ese libro es mi favorito, no tengo ganillas de leer algo de la autora, por ahora.

    Gracias por la reseña <3

    ¡Un besito!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Hola!

      No soy guapa, soy guapo. jajaja ¡Saludos!

      Eliminar
  4. Solo diré, admirable que hayas escrito tanto siendo que el libro no fue de tu gusto (yo no podría). Y mi opinión sobre la autora y sus historias ya la sabes...
    Buen martes Ricardín !!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Hola Carly!

      Sí, es duro hacer una reseña de un libro que no te gusta. Muchas gracias por notar ese trabajo. Me alegra saber que te das cuenta del esfuerzo sublime que tuve que hacer. Gracias por comentar. ¡Saludos!

      Eliminar
  5. Hola!

    No he leído nada de la autora, y este libro me llamaba un poco la atención por la sinopsis, pero por lo que has contado, sigue sin convencerme del todo, así que por el momento lo dejo pasar.

    Es una lastima que no haya podido la autora aprovechar ambas historias porque la idea era llamativa.

    besos

    ResponderEliminar
  6. Y llegó la reseña :) Muy buena reseña a pesar que no te gustó el libro.
    Yo no he leído nada de la autora y tampoco me llaman mucho la atención sus trabajos anteriores, a simple vista me parecen empalagosos y llenos de romance, no sé.

    Cuando leí la sinopsis me pasó que no la entendí, o sea que empecé mal :) Y luego con tu reseña ya menos ganas me dieron de leerlo. La idea general parece bastante interesante, al menos a mi me gustan esas historias pasado/presente unidos por algo en común, pero es difícil cuando no se ahonda en las historias y lo único que hace es decantarse por sacar de la manda muchos personajes y descripciones pero poca sustancia.

    He visto otras reseñas pero no ahondan en lo que realmente les gustó o no y sólo dicen que les gustó, lo cual no me aporta nada.

    Saludos y espero que superes esta lectura :) Quédate con Jane Eyre, es excelentísimo!

    ResponderEliminar
  7. Hola!!!! Le tenia muchas ganas a este libro, pero ahora creo que no tantas hahaha gracias por la reseña. Besos

    ResponderEliminar
  8. ¡Hola!
    Que buena reseña a pesar de que no te gustó haha por lo pronto no se me antoja leer algo de la autora, menos esta porque odio el instalove; ya eres de mis bloggers confiables para recomendaciones ;)
    ¡Saludos!

    ResponderEliminar
  9. Holaa
    Me encantó tu reseña, fue muy completa y eso es maravilloso, aunque demuestres con ello que no te gustó el libro, yo no se si lo leeré, si lo hago no será a corto plazo
    ¡Un beso!

    ResponderEliminar
  10. Ricardus! De esta autora leí Yo antes de Ti el cual no me gustó mucho que digamos. Ahora leo tu opinión respecto a este libro y me desanima que la autora use la primera guerra mundial como recurso de decoración. No profundice. No, no. No pasa nada para mi. Siempre me fio de tus opiniones. Este libro no es para mi. Y a pesar de eso quiero leer Uno más uno XD ayayay! Te mando un abrazo y que temple el tuyo de reseñar un libro que no te gustó. Bueno, hay cosas que se tienen que decir ¿verdad?

    ResponderEliminar
  11. Hola!! Te confieso que le tenía ganas a este libro, me gustan las historias que se desarrollan en dos líneas de tiempo, su premisa me llamaba mucho la atención, pero con tu opinión me hecho para atrás,voy a esperar un tiempo y buscar otra lectura, lastima que se volviera plana la historia abrazos 🤗

    ResponderEliminar

¡Puedes ser el primero en comentar!