Si te gustó el contenido del blog me harías un gran favor siguiéndome

viernes, 16 de octubre de 2015

Reseña Nº 29: El retrato de Dorian Gray

El retrato de Dorian Gray (1890)

Elige-un-libro
El retrato de Dorian Gray
Oscar Wilde (1854-1900)
Ediciones Brontes S.L. (2011)
Colección abierta Nº7
185 Páginas
ISBN: 978-84-15171-40-9

Hoy se cumplen 161 años del nacimiento de Oscar Wilde, escritor poeta y dramaturgo irlandés. El retrato de Dorian Gray fue su única obra publicada como novela.

El argumento de esta historia es bastante conocido, incluso reproducido en el cine. Dorian Gray, un joven inglés hermoso como un atleta griego. Se sumerge a fondo en placeres, vicios, y en la pasión más absoluta y amoral que pueda existir. Sin que su cuerpo manifieste huella alguna de aquella vida pecaminosa, manteniendo incólume su juventud y belleza, mientras un retrato suyo pintado por un famoso pintor y amigo envejece y sufre las marcas del tiempo y el pecado.

Wilde nos presenta una obra cargada de pesimismo y nostalgia. Valorando a la música como arte supremo, pero todo el argumento gira en torno a un cuadro, a un fresco, y no sólo como el objeto en que el pintor retrata a Dorian, sino que el libro en si mismo lo es. Este libro es un fresco pintado por Wilde, Cada palabra, cada frase es una pincelada, entregándonos el mensaje de que el arte visual debe ser imitado por la literatura.

 Wilde se pinta a si mismo en un autoretrato. Usa a los tres personajes principales para desdoblar en ellos los diversos aspectos de su alma.

Basill Hallward, pintor y autor del retrato de Dorian, nos muestra al artista que lleva Wilde dentro, admirador de la belleza pura y la juventud. Siendo la belleza la responsable de la perfección de su arte.

 Lord Henry Wotton representa al Wilde superficial, al dandy. Al noble que vive una doble vida, con un matrimonio de careta para cuidar las apariencias. Profundamente directo, sarcástico y lleno de poesía en sus afirmaciones que constantemente nos hablan de la belleza y el sentido de la vida.

Prefiero las personas a sus principios y prefiero antes que nada en el mundo a las personas sin principios
La conciencia y la cobardía son la misma cosa, la conciencia no es más que el nombre registrado de esa razón social. 

Dorian Gray es quizás el modelo del joven perfecto que anhelaba ser Wilde. Hermoso y deseado por todos. Con un encanto irresistible. Un poco inocente al principio pero luego evoluciona bajo la influencia de Lord Henry.

La historia se desarrolla en el Londres del siglo XIX y se centra en la conducta de Dorian Gray y cómo esta va repercutiendo en el retrato, gracias a su ardiente deseo de no perder jamás su belleza y juventud. Adornada por eternos monólogos de Dorian y Henry, que plasman los pensamientos de Wilde con una prosa casi poética. El libro tiene un buen comienzo aunque cuando llegas a la mitad  se notan los capítulos que Wilde debió agregar para poder convertirla en novela. Sin embargo hacia el final la historia se torna más interesante e incluso un poco macabra. Hasta entregarnos un final redondo y esperado. No es un libro que se lea rápido, exige una lectura atenta. Debe disfrutarse palabra a palabra.